7

INTERCAMBIO DE PAREJAS FEMDOM

Mi pareja siempre fué dominante conmigo. Estamos en la treintena y llevamos casados diez años. A traves de internet, durante este tiempo encontró nuevas formas de dominarme.

Ella siempre fue muy morbosa y tenía varias amigas a las que sospecho les contaba mi sumision hacia ella.

Parece que llevaba algun tiempo contando a sus amistades algunos detalles de nuestra relaciones intimas, sin embargo hasta un día en el que ella empezo a hablar del tema abiertamente yo no sabia por donde iba el tema.

¿Sabes cariñito? Tengo hace tiempo una fantasia pero no encuentro la manera de llevarla a cabo. A mis amistades no les va el rollo. Son unos sosos. Yo le pregunté inmediatamente cual era la fantasia, bastante suspicaz. Pero ella me dijo: Mira ya te enterarás cuando resuelva como hacerlo.

Un par de meses después al llegar a casa una tarde, me dijo que habia conocido por internet a una pareja Femdom como nosotros y que ibamos a quedar a cenar para conocerlos.

Yo me quedé sorprendido, pues la verdad no esperaba que el tema fuera por ahí. Me enseñó el perfil de esa pareja en una web de contactos BDSM, y por e mail habia recibido fotos de los dos. Me impresionó la foto de ella, vestida con una falda de cuero negro y una fusta en la mano, pero no le dije nada a mi mujer.

Yo queria saber mas sobre el asunto, pero ella con un cariñoso beso me hizo callar. ¿Sabes? tenemos que socializar mas. Ese comentario me despistó aún mas.

Llego el día de la cena y yo estaba un poco nervioso, Vivian en una pequena cuidad satélite de Madrid, no muy lejos de nuestro domicilio. Los dos bien parecidos. Ella morena, con un tipazo impresionante, muy extrovertida y segura de si misma, quizas un poco descarada también. El mas callado era la tipica figura de un hombre sumiso y enamorado de su mujer.

Despues de la cena nos invitaron a tomar una copa en su casa, y al llegar ellas se fueron al dormitorio entre risas, dejandonos a los dos en el salón.

Cuando volvieron, les servi sus copas y se sentaron en el sofa. ¡Bueno chicos! Venga desnudaros, dijo nuestra nueva amiga.

FEMDOM cambio de parejas

Yo me puse rojo como un tomate, la verdad nadie me habia dicho de lo que iba a ir el tema. Sin rechistar enpece a desnudarme y su marido tambien lo hizo.

No no, del todo hombre, fuera el calzoncillo! Yo tenia una media ereccion porque la situacion me excitaba. Ellas empezaron a beber su copas y a hacer comentarios sobre nosotros, Se lo empezaron a pasar en grande enseguida.

Nuestra nueva amiga saco una correa de perro de no se donde, ven aqui ponte de rodillas me dijo, y me la puso. Mientras mi mujer puso a su marido con el culo en pompa y empezo a azotarle el culo con una fusta.

Nunca habia visto a mi mujer pegar a otro hombre. Me sorprendio la cara de sadismo y placer con la que lo hacia, creo que puse cara de bobo y se me notó. ¿Que te pasa? ¿Nunca has visto a tu mujer disfrutar con otro? Pues de ahora en adelante lo vas a ver en vivo y en directo, me dijo.

Se levanto y tiro del pelo a su marido para ponerlo tumbado de espaldas, en el suelo. Cogió a mi mujer de la mano, la dio un beso en la boca y mirandome con cara de divertido morbo, la ayudo a sentarse encima de la cara de su marido.

Vas a ver como se lo pasa en grande...Me dijo.

Mi mujer empezo a gritar de gusto restregandose sobre la cara de su marido. Ella me dio dos bofetones y me puso a cuatro patas, se quito el vestido, dejando al descubierto su alucinante cuerpo en lenceria negra y se puso un arnes consolador.

Me enculo sin piedad, a lo bruto, sin calentarme. Mientras yo veia el espectaculo de como mi mujer se corria varias veces en la cara de su marido.

Cuando mi mujer terminó de correrse se levanto, empezó a besarla a nuestra nuevaamiga y a toquetearla mientas ella seguia enculandome... hasta que ella se corrio. Menos mal, tenia el culo reventado de sus empujones.

Se sentaron en el sofa exhaustas y nos llamaron. Se sirvieron ella mismas un par de copas.

¡Venir aqui de rodillas! Venga... echaros un paja ahora mismo.

Los dos empezamos a masturbarnos y mi mujer me obligo a correrme sobre su mano. Luego cogiendome del collar me obligo a limpiar mi corrida con la lengua mientras nuestra nueva amiga, ya con una copa de mas se partia de la risa.

Bueno esa fue la primera "reunion social" a la que luego han seguido muchas. En realidad la mayor parte de las veces lo que hacemos es un cambio de parejas estilo Femdom, y os puedo asegurar que es muy morboso ver como mi mujer domina a otro y me fascina que ella vea como a mí, me domina otra mujer.

Click to share thisClick to share this